Help & advice

Duchas en esquina: maximiza el espacio del baño

14 Sep, 2021

Uno de los dilemas más comunes a los que se enfrentan quienes se plantean una reforma o diseño de baño es el debate entre instalar una ducha o una bañera y, en el caso de la primera, definir su ubicación idónea. 

Hablamos sobre las ventajas de integrar el plato de ducha en la esquina y cómo permite un aprovechamiento del espacio total.

Una de las preocupaciones más extendidas a la hora de diseñar un baño es conseguir el máximo aprovechamiento del espacio. Bien sea porque contamos con un baño pequeño o bien porque queremos sacar el mejor partido a cada centímetro y contar con una distribución más funcional, cada vez es más frecuente apostar por una ducha en el baño. 

 

Ubicar la ducha en la esquina ofrece amplias ventajas a la hora de distribuir un baño más práctico y funcional. 

Ventajas de las duchas de esquina

  • Las duchas de esquina son una opción idónea para maximizar el espacio, su distribución y su practicidad, sobre todo cuando se trata de diseñar un baño pequeño. Por ello, es una solución muy apropiada para crear baños flexibles y funcionales que se adapten al estilo de vida de quien lo utiliza.

“El 27,8% de los profesionales priorizan la 𝗳𝗹𝗲𝘅𝗶𝗯𝗶𝗹𝗶𝗱𝗮𝗱  del espacio en su diseño”

  • Un espacio sin barreras. La ubicación de las duchas en la esquina permite conformar baños muy accesibles, sobre todo si apostamos por un plato de ducha extraplano instalado a ras de suelo. Una solución que apuesta por la seguridad en el baño al eliminar cualquier obstáculo, permite una distribución más eficiente y aporta mayor ligereza visual en su conjunto. 
  • Optar por el plato de ducha promueve, de por sí, la sostenibilidad, ya que fomenta el ahorro en el consumo de agua de nuestra higiene diaria.

En mcbath lideramos el camino hacia la flexibilidad y ofrecemos amplias posibilidades en la elección del plato de ducha extraplano que fomentan la adaptabilidad y la personalización en las instalaciones

Además de contar con platos de ducha cuadrados, rectangulares y semicirculares (en múltiples tamaños estándar), nuestros platos de ducha de resina Acrystone® permiten ser cortados en obra y ofrecemos la posibilidad de solicitar la fabricación “al gusto”, no solo en dimensiones sino también en texturas y colores. 

Nuestro objetivo es ofrecer soluciones para resultados impecables que optimicen al máximo el espacio. 

Duchas de esquina a ras de suelo: continuidad en el espacio

Plato de ducha Nova

Las duchas a ras de suelo (o walk-in showers) presentan un sinfín de ventajas, tanto estéticas como funcionales, reduciendo a la mínima expresión los elementos del cuarto de baño, pero sin dejar de aportar el mayor confort. 

  • El suelo es continuo, por lo que la seguridad es inigualable a otros sistemas.
  • Facilitan los espacios diáfanos dotando al baño de una imagen minimalista y purificada, ofreciendo continuidad visual total. 

Duchas pequeñas en esquina

Si  nos enfrentamos al diseño de un baño pequeño con ducha, una de las opciones más versátiles y prácticas es aprovechar la esquina para instalar un plato de ducha semicircular. El modelo Malenke está fabricado en resina y cuenta con una forma angular extraplana -de tan solo 3cm de espesor-. Puede escogerse la ubicación de la rejilla, con o sin marco perimetral y el color. Su ligereza y medidas lo hacen perfecto para instalaciones rápidas y eficientes. 

Plato de ducha Malenke

Ideas para duchas de esquina

Por sus múltiples posibilidades, las duchas de esquina son una elección que permiten imaginar y crear espacios contemporáneos, únicos y personales. 

Ducha de esquina sin mampara: limitless

Plato de ducha Mirage

2 en 1: las paredes del baño pueden ejercer de perfectos separadores de espacios, componiendo 2 áreas diferenciadas, sin barreras visuales (ni físicas) y al mismo tiempo, integradas.

Ducha de esquina con mampara fija única: espacio que respira.

Plato de ducha Centuria

Aprovechando la ubicación esquinera, el plato se puede orientar de forma que, a nivel estético y visual se consiga una mayor ligereza y únicamente se deba integrar una mampara a modo de “3ª pared”, con tal de evitar salpicaduras en el exterior de la zona de ducha. Con una de cristal transparente, se logra tener una visión integral del espacio, mucho más orgánico.

  • Suscríbete a nuestra news.

  • Building #AnotherTomorrow.

  • Anticípate al futuro.